¿Qué son las úlceras venenosas?

Son la mayor complicación de una insuficiencia venosa no controlada, por lo que para lograr cicatrizar una ulcera venosa debemos primero compensar o tratar la insuficiencia venosa.

sabesque
Valoración de una úlcera.

Cuando nos encontramos ante la presencia de una ulcera, no podemos limitar la valoración a solo la ulcera, sino realizar una valoración completa del paciente, por lo tanto es el médico especialista en úlceras quien valora al paciente de una forma integral.

Para tratar la úlcera venosa, es importante tener en cuenta lo siguiente:
  • Control metabolico
  • Estado nutricional
  • Valoración de la insuficiencia venosa
  • Valoración de las características de la ulcera.

Una vez valorado el paciente de forma integral, se decide el manejo y las interconsultas con especialistas o pruebas complementarias que sean necesarias.

  • Curación avanzada de heridas
  • Terapia compresiva
  • Tratamientos flebotonicos
  • Terapia compresiva: las medias compresivas son de uso diario para evitar la reulceración
  • Terapia con flebotonicos
  • Otras medidas: hidratación de miembros inferiores, elevación de miembros inferiores, masajes de drenaje, evitar largas horas de pie o largas horas sentados.

Insuficiencia venosa

En la insuficiencia venosa el retorno venoso se encuentra dificultado, de manera que las venas no envían la sangre de forma eficiente desde las extremidades inferiores al corazón.

La insuficiencia venosa crónica es una condición prolongada de circulación venosa incompetente y su aparición se debe a la obstrucción parcial de las venas o a las filtraciones de sangre alrededor de las válvulas venosas.

 

Cuando este sistema no funciona adecuadamente se producen alteraciones en las válvulas y el retorno venoso no se realiza correctamente. Por tanto, parte de la sangre de retorno caerá al tramo inferior produciendo una dilatación en las venas superficiales por hiperpresión, que es lo que comúnmente conocemos con el nombre de varices.

 

Este aumento de presión venosa en las extremidades inferiores genera diferentes alteraciones en la microcirculación cutánea lo que genera cambios en la piel y que pueden dar lugar a una dermatitis por estasis, la cual se considera una lesión preulcerosa.

 

Una vez establecida una lesión preulcerosa, la ulcera se produce de manera espontanea o por trauma o roce sobre esa piel.

asset_home_component_001
Ten en cuenta que nuestros pies soportan el peso de todo nuestro cuerpo.

Y esto nos lleva a pensar que, es posible realizar la mayoría de nuestras actividades gracias a ellos.

¡Dale la atención que merecen!